No recordamos días, recordamos momentos

Guillermo Seañez / 29 abril , 2019

La frase que da título a este artículo es del poeta italiano Cesare Pavese y la retomamos porque nos ayuda a entender el cómo se conforma nuestra historia de vida.

Seguramente cuando evocas tu niñez, adolescencia o juventud en tu mente se agolpan recuerdos de momentos vividos, momentos felices, momentos de éxito, momentos de orgullo, y sí, también momentos tristes, pero de gran aprendizaje.

La memoria es selectiva y las mujeres tienden a recordar, casi siempre, lo que las hace sentir bien. Por ejemplo, tu mejor fiesta de cumpleaños, tu primer viaje a la playa, o el regalo que tanto deseabas y que te dieron tus papás en una Navidad, solo por mencionar algunos.

Muchos de los momentos que recuerdas haber vivido y disfrutado a lo largo de tu historia de vida, nada tienen que ver con el dinero; por ejemplo, las sobremesas familiares después de la comida o la cena, los abrazos y consejos de los abuelos, el reconocimiento y apoyo de tus padres en una situación académica o emocional difícil, los juegos con los amigos de la infancia o ese primer beso que movió tu mundo.

Otros sí; por ejemplo, las tardes en las que tus padres hacían cuentas y más cuentas para lograr un ahorro lo suficientemente robusto para comprar un auto nuevo, para mudarse a la casa de sus sueños o para pagar tus estudios universitarios y los de tus hermanos, y cuyos resultados de su esfuerzo y disciplina hoy recuerdas como grandes momentos de alegría y éxito familiar. Y claro, mucho de lo que ellos hicieron hoy, forman parte de un aprendizaje muy valioso; y ¿qué crees? Ahora te toca a ti crear tus propios momentos.

Construye tus propios momentos

Todas las mujeres tienen sueños y deseos de disfrutar de un mejor futuro, es la naturaleza humana querer siempre más, y la clave para lograrlo es desarrollar la habilidad de convertir tus sueños en realidades y, en parte, algo aprenden de lo realizado por sus padres y los momentos que compartieron con ellos.

Como mujer, es tu turno de crear y sumar momentos inolvidables a tu historia de vida y la de tu familia.

¿Cómo lograrlo?

Un buen principio es trazar un proyecto de vida; es decir, un mapa en el que apuntas tus metas, deseos y al mismo tiempo trazas el camino a seguir para lograrlas. 

Un plan de vida te permite tener muy claro en dónde estás (punto de partida en términos personales, financiero y emocional), y en dónde quieres estar (el futuro que deseas construir para ti y tu familia); este ejercicio supone la enumeración de las metas y objetivos que quieres lograr a lo largo de tu vida y la guía que tú mismo debes diseñar para alcanzarlos.

Cabe mencionar que las metas pueden ser personales, profesionales, de salud, esparcimiento, libertad financiera (negocio, inversiones a corto, mediano y largo plazo), e incluso espirituales. De acuerdo con psicólogos, un plan de vida se asocia al concepto de realización personal que lleva a las personas a definir las opciones que puede tener para conducir su vida y alcanzar el destino que se proponen. Y esto, dicen, le da sentido al presente sin perder de vista que el futuro se construye día a día.

En un proyecto de vida, cada meta proyectada es un reto a cumplir, se plantean en base a prioridades (que deseas lograr o tener primero) y expectativas, y se establecen plazos y estrategias de ahorro e inversión para alcanzarlas. Y al igual que cualquier plan, el proyecto de vida tiene que ser evaluado periódicamente para cerciorarte de que vas en el camino correcto en el cumplimiento de tus objetivos y, en caso de no ser así, realizar los cambios pertinentes a tiempo e incluso plantear nuevas rutas, el punto es no desistir. 

En resumen, un plan de vida plantea metas, anhelos y razones para enfrentar las adversidades que se puedan presentar en el camino y, recuerda, la vida son momentos que dejamos en la memoria para recordar con alegría, satisfacción y orgullo.

¿Quieres iniciar tu plan de vida? Tranquila, estamos para ayudarte y cumplir esa meta que ya tienes en mente: https://tuwomento.com/personal-planners/

Facebook Twitter Instagram

Tal vez te interese

¿Crear un negocio o invertir?
Claudia Castro / 5 diciembre , 2019

Una persona me contaba recientemente que ella tenía el hábito de ahorrar desde hace mucho tiempo. Que le gustaba gastar, darse sus gustos, pero también […]

Cuidando a mi yo del futuro
Claudia Castro / 18 octubre , 2019

Las mujeres somos un grupo social vulnerable dentro del actual régimen de pensiones, ¿por qué?  El principal obstáculo radica en que el esquema vigente requiere […]

Dime cómo eres y te diré en qué inviertes
Skandia México / 11 octubre , 2019

La Condusef define el ahorro como “guardar una parte de tu ingreso hoy para utilizarlo en el futuro” e inversión como “poner a trabajar tu dinero buscando obtener […]

* Campos requeridos

En Womento tenemos el propósito de mostrarte que tienes el potencial suficiente para moldear tu destino y llegar a ser esa mujer que siempre has querido.

Ser parte de este movimiento significa tener acceso a una comunidad que construimos todas, donde compartiremos herramientas y experiencias, y reflexionaremos sobre la importancia de invertir en ti, en tu bienestar, en tus finanzas y en tu conocimiento.

Vivimos un momento histórico donde todas las posibilidades están a la mano, entonces estira tu brazo, mente y corazón, aférrate a ellas y no las sueltes hasta que hayas alcanzado todo lo que quieres,

porque ¡#TuWomento es ahora!